0351 – 153854964 ladidake@hotmail.com
Decreto‏s

Decreto‏s

Decreto‏s

En el día 19 de diciembre del 2015…
Declaro en el nombre de Jesús,  que nuestras vestiduras cambian… porque como dice Romanos 12, hoy, presentamos nuestros cuerpos, nuestra vida, nuestra casa,  como sacrificio vivo, santo y agradable a Dios. Porque no nos conformamos a este siglo, a la forma de este mundo, no nos conformamos al pensamiento de este mundo, sino que decidimos transformarnos. Hoy dejamos nuestras viejas vestiduras.
Declaro que transformamos nuestra manera de pensar y cambia nuestra manera de vivir. Y eso ocurre porque la luz  ha venido sobre nuestras vidas, sobre nuestras finanzas, sobre nuestras familias, sobre nuestras relaciones, y sobre nuestros ministerios.
Hoy renunciamos a las estructuras mentales que nos condicionaron durante tantos años, renunciamos a la vana manera de vivir que heredamos de nuestros padres y que nosotros seguimos.
Declaro en el Nombre de Jesús que hasta este día, nuestras vestiduras  han sido asociadas a lo que conocíamos, pero ahora vienen tiempos en los que nuestras vestiduras, van a ser asociadas a  lo que el Señor  nos va a revelar de una manera extraordinaria. Porque como dice…
Sal_104:3 Nuestro Dios hace de las nubes su carroza; el  anda sobre las alas del viento;
Yo declaro que al igual que nuestro Padre, a través de la revelación que El nos da, volamos sobre las alas del Espíritu. Nos elevamos a alturas espirituales  y entendemos los diseños, las estrategias y el camino a seguir.
Declaro que en el año 2016 la revelación de Dios, en esta casa será permanente y constante, porque hoy, al recibir nuevas vestiduras sacerdotales, la unción del Espíritu desciende abundantemente, desde nuestra cabeza, hasta el borde de nuestras vestiduras. (Sal. 133:2)
Declaro que tenemos la unción del Santo y conocemos todas las cosas. Podemos discernir las trampas del enemigo y adelantarnos a lo que vendrá.
Y el Señor nos llama bienaventurados, felices…
Apo_22:14 Bienaventurados los que lavan sus vestiduras  (en la sangre del cordero), para tener derecho al árbol de la vida y para entrar por las puertas a la ciudad.
Iglesia CCA alegrémonos, gocémonos y hagamos fiesta porque el Señor nos ha lavado, nos ha transformado, nos viste con vestiduras de salvación, vestiduras blancas, vestiduras dignas, vestiduras de humildad, vestiduras de justicia, vestiduras reales, vestiduras de luz, para que podamos entrar al año agradable, al año de la buena voluntad del Señor.

En este día, 19 de Diciembre de 2015 en la ciudad de Córdoba Argentina, casa de Rubén está de pie y de acuerdo, establecemos este decreto
Dice en Salmos 104:2 Que tú Señor eres  El que se cubre de luz como de vestidura, Que extiende los cielos como una cortina.
Por lo cual decretamos que nuestras vestiduras son cambiadas por vestiduras de reyes y sacerdotes cubiertas por tu luz y tu verdad, que hacen huir a todo enemigo tuyo.
Decretamos que donde había tinieblas en nosotros ahora se establece tu luz y en esa luz somos guiados para hacer tu voluntad.
Según dice Apocalipsis  19:7-8 Gocémonos y alegrémonos y démosle gloria; porque han llegado las bodas del Cordero, y su esposa se ha preparado. Y a ella se le ha concedido que se vista de lino fino, limpio y resplandeciente; porque el lino fino es las acciones justas de los santos.
Decretamos que las vestiduras son blancas y llenas de limpieza, que muestran las acciones que establecen la  justicia de Dios. Declaramos que somos vasijas que están siendo limpiadas para que se vierta en ellas más luz y aceite.
Porque luz está sembrada para el justo y  decretamos que el sendero por el que camina el justo es  luz, sin confusión ni incredulidad en el corazón. Son los pasos de verdad y justicia que se seguirán, son los pasos que marcan estas nuevas vestiduras.
Según Efesios 1:17-18 para que el Dios de nuestro Señor Jesús el Mesías, el Padre de la gloria, os dé espíritu de sabiduría y de revelación en el conocimiento pleno de Él; iluminados los ojos del corazón para saber cuál es la esperanza de su llamamiento y cuál la riqueza de la gloria de su herencia con los santos,
Decretamos que son iluminados nuestros ojos y hasta este día  nuestras  vestiduras siempre han sido asociadas a lo que conocíamos, pero desde ahora nuestras  vestiduras van a ser asociadas a  lo que la vida del Señor  nos va a revelar  de una manera extraordinaria. Vestiduras que traen conocimiento de la vida de Dios.
Establecemos vestiduras de reyes y sacerdotes para nuestro Dios, para que el Espíritu Santo selle nuestros corazones, vestiduras que serán un legado para las próximas generaciones, nuevo entendimiento para hacer la voluntad del Padre, en nuestras vidas, nuestras familias y esta nación de Argentina, vestiduras lavadas con la sangre del Cordero pero que traen la justica de Dios y el gobierno sobre todos los enemigos del Señor.

Declaro que hoy sábado 19 de diciembre de 2015 en la congregación Comunidad Cristiana Apostólica en la ciudad de Córdoba juntó a aquellos que escucharon el llamado del cielo y fueron entendidos en lo que se está viviendo, empieza un tiempo nuevo, un tiempo de luz sobre nuestro entendimiento para que acontezca como dice la Palabra en Romanos 12:2  “No os conforméis a este siglo, sino transformaos por medio de la renovación de vuestro entendimiento, para que comprobéis cuál sea la buena voluntad de Dios, agradable y perfecta.”, un tiempo de limpieza y cambio de vestiduras comenzó, donde la luz brillara y expondrá nuestra condición así como dice Zacarías 3:3-4 “Y Josué estaba vestido de vestiduras viles, y estaba delante del ángel. Y habló el ángel, y mandó a los que estaban delante de él, diciendo: Quitadle esas vestiduras viles. Y a él le dijo: Mira que he quitado de ti tu pecado, y te he hecho vestir de ropas de gala.”
Declaro que nuestras vestiduras son como dice en Proverbios 31:25 “Fuerza y honor son sus vestiduras” “Y su ropa se volvió blanca resplandeciente, más de lo que cualquier blanqueador terrenal jamás podría lograr.” Marcos 9:3, El Padre dirá de nosotros como en Apocalipsis 3:4 “Hay algunos en la Iglesia que no han manchado sus vestiduras con la maldad y Ellos caminarán conmigo vestidos de blanco, porque son dignos.” Y en los cielos, la tierra y debajo de la tierra se escuchara el sonido de las trompetas del cielo anunciando el llamado al banquete porque la palabra que está en Apocalipsis 22:14 “Benditos son los que lavan sus ropas. A ellos se les permitirá entrar por las puertas de la ciudad y comer del fruto del árbol de la vida.” Se ha cumplido en los hijos de Dios.

Hoy vinimos a decretar que se comienzan a cerrar los ciclos en la familia de CCA
Ordenamos que el ciclo de la escasez financiera ahora finalice, porque se cumple la palabra en 2° Cor 8:9 que dice que nuestro Señor se empobreció para que vosotros seáis ricos.
Ordenamos que el ciclo de la amargura, tristeza, luto, desesperación, dolor, angustias,  ahora llega a su fin, según Proverbios 10:22 porque la bendición de Dios enriquece y no añade ninguna tristeza con ella.
Hoy declaramos que el ciclo de andar sin dirección, sin palabra de Dios, sin conocer los tiempos, culmina. Y se cumple la palabra de Salmos 119:105 que lámpara es a mis pies su Palabra y lumbrera a mi camino.
Todo asunto pendiente se cierra declarando Daniel 12:3, que los entendidos resplandecerán como el resplandor del firmamento y los que enseñan la justicia a la multitud, como las estrellas a perpetua eternidad.
Decretamos que la iglesia entra en un nuevo tiempo, en donde se levanta, se posiciona y se establece en el año de la buena voluntad del Señor, en donde la luz resplandece y las tinieblas no prevalecerán.

El verdadero origen de la Navidad

El verdadero origen de la Navidad

El verdadero origen de la Navidad

 

¿Dónde se originó la Navidad? ¿De la Biblia o del paganismo? ¿Cuál es el origen real de Santa Claus — el
muérdago — los árboles de Navidad — las guirnaldas de flores — y la costumbre de intercambiar regalos?
Muchos están preocupados acerca de “poner a Cristo de vuelta en la Navidad”. ¿Estuvo Él allí alguna vez?
¡He aquí las asombrosas respuestas!
La gran mayoría hemos crecido en familias que celebraba la Navidad, y era un gran evento para el hogar
cada año. No dejábamos fuera ninguno de los arreglos apropiados usuales para esta ocasión. El 24 de
diciembre la emoción crecía con cada minuto que pasaba antes de la medianoche en víspera de Navidad,
algunos no podíamos esperar a que lleguen las 12 para ver todo lo que “Santa Claus” nos había traído.
La Navidad es considerada por muchos como un tiempo maravilloso, que enfoca a los participantes en dar,
en la unidad familiar, en la música y las decoraciones hermosas, en festejar y cantar villancicos navideños
por todo el vecindario (tal como lo hacía mi familia cada año). Todo esto se centra, supuestamente, en la
adoración a Cristo. Por esto se habla tanto del “Espíritu de la navidad” Seguramente la Biblia nos instruye
hacer todo esto — ¿verdad?
¡Las respuestas nos van a impactar! ¡¡NO!!
¿Por qué piensan las personas que la Navidad es maravillosa? Ésta se siente maravillosa para quién? Para
todos los que fuimos criados en hogares donde nuestros padres la celebraban. No teníamos razón para
dudar de ellos. Ellos simplemente nos estaban enseñando lo que sus padres les habían enseñado. ¡Jamás
cuestionamos el verdadero origen de la Navidad! ¿Por qué dudar de algo tan encantador y familiar?
La mayoría jamás reflexiona acerca de por qué cree lo que cree o hace lo que hace. Nosotros vivimos en un
mundo lleno de costumbres, pero pocos buscan alguna vez entender su origen. Generalmente las
aceptamos sin cuestionar. La mayoría de las personas básicamente hacen lo que todos los demás hacen,
¡porque es fácil y natural!
Examinemos cuidadosamente las raíces de la Navidad. Veamos por qué las personas siguen las costumbres
asociadas a ésta. ¿Por qué es celebrada el 25 de diciembre? ¿La celebró la Iglesia temprana del Nuevo
Testamento?¡Evitemos toda suposición y aceptemos sólo lo que puede ser probado.
Origen pagano
Es muy evidente que si Ud. leyó la Biblia alguna vez, se habrá dado cuenta que la iglesia primitiva nunca la
celebró, porque no existe ningún mandamiento apostólico que lo indique. Este solo argumento ya es más
que suficiente para entender que no deberíamos hacerlo. Pero pasaron más de 300 años después de Cristo
antes que la iglesia romana celebrara la Navidad, y no fue sino hasta el siglo V que fue ordenada su
observancia en todo el imperio, como un festival oficial en honor a “Cristo”.
¿Por qué se hizo?
2
Todos sabemos que Dios es un Dios de orden y no de confusión, si hubiese querido que celebráramos el
nacimiento de su Hijo, lo hubiera dejado establecido como toda enseñanza o doctrina para su iglesia, que
está en la Biblia. Usando solo el sentido común nos damos cuenta que la navidad, del 25 de diciembre, no
tiene orígenes ni fundamentos Bíblicos. Efesios 5: 13 “Mas todas las cosas cuando son puestas en evidencia
por la luz, son hechas manifiestas; porque la luz es lo que manifiesta todo…”
Todos los que amamos y tenemos temor de Dios, estamos comprometidos con la reforma de la iglesia. Esto
incluye que ya es hora que como hijos de luz, comencemos a denunciar y revelar todo el paganismo en el
que está inserto la iglesia del Señor. No podemos seguir con esto, porque enoja al Padre.
300 años DC un emperador romano llamado Constantino, perseguidor de la iglesia, se convirtió al
cristianismo por un sueño que lo llevó a ganar una batalla y conquistar un territorio que el deseaba. Pero su
conversión lejos de llevar alivio a los cristianos de esa época, los metió en gran confusión pues la religión
imperante en la antigua roma y que los soldados de Constantino profesaban, era el Mitraísmo, Un dios
surgido muchos años antes de Cristo, pero con un diseño de las tinieblas que aun hoy repercute en nuestro
sistema de creencia. Pues muy bien diseñado por el diablo, Mitra se convierte en el gran usurpador. Cuando
Constantino evaluó la similitud, no tuvo mucho más que hacer, que cambiarle el nombre al Mitraísmo por
Cristianismo.( entre en internet Cristianismo & mitraísmo, y saque conclusiones.)
Si tuviéramos que seguir “escarbando” en la historia pasada, podríamos llenar muchas hojas con todo el
paganismo que se desprende de esa fecha, y que nos lleva a ver hoy, una navidad con Santa Claus, un
demonio llamado San Nicolás, que hace de papá Noel y lleva regalos a los niños. Y esto está conectado
directamente con el inframundo, pues ahí aparece el mal llamado “espíritu de la Navidad”, que no es otra
cosa más que un espíritu divisor de consumismo, que emborracha, y trae toda clase de pleitos y ataca y
divide a las familias. Ese espíritu consumista es aprovechado por el comercio, y ahí aparece “Lucero” con la
multitud de sus contrataciones manejando la economía de las familias.
Y no nos estamos explayando con el solsticio, que no es otra cosa más que el dios sol, adorado por el 100%
de los brujos y chamanes del mundo. Y que tiene que ver justamente con esta fecha tan mística, como es el
25 de Diciembre.
Si somos hijos de luz y esa luz ya se reveló en nuestro entendimiento, ¿qué hacemos? ¿Qué cree Ud. que el
Señor está esperando de una iglesia, que dice que tiene que venir una reforma, para que Argentina sea
transformada y el Señor se manifieste en nosotros como dice Jn. 14: 12?
Oración decreto:
Padre ordenamos a las tinieblas que han cegado los ojos de tu pueblo como dice Apocalipsis 18: 4, que sean
expuestas y pierdan su efecto en los santos del Señor. Atamos todo “espíritu de la navidad”, que trae
pleitos, dolor, consumismo, muerte, orgías, borracheras.
Señor, sacamos a tu pueblo de Babilonia. Ordenamos que no toque a los niños; todo espíritu de
encantamiento es cortado ahora!! En el Nombre de Jesús!!

palabra profetica   2/4/2015

palabra profetica 2/4/2015

PALABRA PROFETICA EL PODER DE LA LUZ

2-4-2015

Yo profetizo en el Nombre de Jesús que se desatan caudales de bendición, de luz sobre tu vida, sobre tus finanzas, sobre tu familia, sobre tu salud, sobre tus relaciones, sobre tus ministerios.

Declaro que lo que estaba escondido sale a luz y tu lo vez, lo reconoces y lo puedes resolver.

Declaro en el Nombre de Jesús que si hasta este día has caminado con intuición tratando de ver por dónde ir, desde este día se abren reflectores del cielo que marcan un camino firme, seguro, para que tú transites sin temor y puedas tomar decisiones correctas.

En el Nombre de Jesús yo declaro que este 2015 es un año en que va dejar el Espíritu Santo una huella en tu corazón muy grande. Será el año en que conocerás a la luz de cerca y le dirás mi amiga eres tú luz, eres mi amiga: no quiero caminar sin ti.

Este año va a dejar una huella tan profunda en tu vida porque es un año en el que vas a cambiar tus vestiduras sacerdotales. Declaro en el Nombre de Jesús que hasta este día tus vestiduras siempre han sido asociadas a lo que conocías, pero ahora vienen tiempos en los que tus vestiduras van a ser asociadas a  lo que el Señor  te va a revelar de una manera extraordinaria.

En el Nombre de Jesús yo profetizo en esta hora, que toda confusión mental que has tenido hasta este día, que toda lucha en tu mente para saber reconocer tu llamado si es o no es, en este día, y en este año y antes de que llegue la fiesta de los tabernáculos, en el Nombre de Jesús declaro que todo eso será aclarado. Se abrirán delante de ti tus dones, tus ministerios y las operaciones que el Espíritu Santo ha preparado para ti.

En el nombre de Jesús, este es un año en que vas a vencer muchas áreas de temor, temor a los hombres, temor a confrontar, temor a ser rechazado. En el Nombre de Jesús declaro que viene un bautizo de luz… bautizo de luz se llama.

En el Nombre de Jesús declaro que el Espíritu Santo te introduce a ríos de luz, donde va a purificarte de muchas cosas que estaban guardadas y asociadas a las tinieblas de tus padres, de tus padres naturales y de tus padres espirituales.

En el Nombre de Jesús yo profetizo  sobre tu vida y declaro que contando desde esta estación que ha empezado el primero de Abril, se contarán nueve meses correspondientes a la gestación de un bebé, para que salgan de tu vientre manifestaciones de luz distintas.

En el Nombre de Jesús declaro que, poderosamente, tus pies son establecidos sobre la justicia, no solo la justicia de Cristo que es por la fe, sino la justicia de tus pasos, pasos firmes, pasos valientes, pasos de gente que dice la verdad.

En el Nombre de Jesús, vengo a decirte algo, y estoy pensando en varias personas que estoy viendo, pero no quiero nombrarlos… te ha perseguido hasta este día un espíritu de pobreza, ese espíritu de pobreza viene a consecuencia del lugar donde tu conociste a Cristo, y todo eso ha dejado en ti una mente de escasez y limitación. Dios no puede prosperar algo que tu alma no quiera prosperar. Vengo a quebrar en el Nombre de Jesús ese espíritu de pobreza que te ha perseguido por atrás. Cuando tu planificabas comprar un auto grande y terminabas comprando un auto chico. Cuando tú querías edificar un salón grande y terminabas haciendo un salón chico. Cuando tú quería un televisor de 50 y terminaste con uno de 30. Y tú no sabes por qué terminaste con eso cuando querías lo otro, es porque hay detrás de ti un espíritu, hay un demonio, es un espíritu que vino disfrazado de sana doctrina, que es un espíritu falso de pobreza… como santidad, es mentiroso, es absolutamente mentiroso y te ha seguido por detrás. Entonces tú dices quiero esto y vale 50 y ese espíritu te dice es muy caro, dale 25 y no has podido romper todavía los límites de  me alcanza.

¿Cómo estás económicamente? Me alcanza… No debe alcanzarte, debe sobrarte, la Biblia dice que debe sobrarte. Dice que debes conseguir vasijas, no te das cuenta la gloria de vivir en un tiempo como este, en naciones como Venezuela y Argentina, donde no hay aceite? Cuál es la gloria? que lo único que necesitas son tinajas y vasijas porque El se encarga de llenar las tinajas y las vasijas.

Tú no fabricas aceite. Vivir con lo justo no es vivir en fe. En el Nombre de Jesús yo confronto ese espíritu mentiroso de santidad y pobreza y declaro que puedes ser santo y ser abundante. Declaro que el Padre de los cielos es glorificado en que los hijos lleven mucho fruto.  Mucho fruto es mucho fruto. Cuando Dios multiplica el pan y los peces, no lo hace contando cuantas cabezas van a comer, El dejó que sobraran doce cestas llenas de pedazos. El permitió que sobrara.

Llega el momento de las sobras y este momento es… en los próximos meses debes llenar sobras, muchas sobras, muchísimas sobras. Vengo a confrontar ese espíritu y digo eres mentiroso, te callas y te apartas y expongo la luz de Cristo sobre ti. La sabiduría de Cristo sobre ti y declaro que no tienes autoridad sobre los hijos de luz. No acepte, eso es mentiroso. Yo soy santo y soy próspero.

Vengo a confrontar en el Nombre de Jesús esas estructuras religiosas que te hacen temer al hombre, temer al  qué dirán, temor a que te engañen, temor a que te manipulen. Declaro en el Nombre de Jesús que el Espíritu Santo va delante de ti como un gigante. No pierdas de vista por dónde vas, no tengas temor. Confronto al temor en el Nombre de JESÚS. Confronto al temor al rechazo en el Nombre de Jesús.

Vengo a declarar sobre tu vida, que este es el año en el que Samuel va a buscarte entre las ovejas y los cabritos, va a buscarte a ti, cuyo propio padre no se acordó para llamarte cuando llegó el profeta.

En el Nombre de Jesús, declaro que no necesitas vivir en Córdoba… tal vez vives en un extremo de este continente. El Señor, en el Nombre de Jesús manda la unción de Samuel, allí a dónde estás para tomarte de entre las ovejas y los cabritos, levantarte en brazos y traerte al lugar donde el cuerno del aceite va a ser derramado sobre ti. No tengas temor, cosa nueva y extraordinaria estoy haciendo, no hay nada parecido, nunca has hecho nada parecido.  Este es un acuerdo entre cielos y tierra, no es un acuerdo entre hombres y tierra, estamos comprometidos con que este continente no sea tocado por el diablo, por las tinieblas, por el islam, por los masones, estamos comprometidos con que la cosecha no se pierda.

Que venga la reforma sobre el continente con el mayor número de cristianos que existe en el mundo, estamos comprometidos por eso, estamos peleando por las oraciones de generaciones que han orado para que salga algo nuevo de Argentina, de Brasil, de Chile, de Bolivia, de Paraguay, de Uruguay, de Perú de Ecuador, de Colombia, de Venezuela, de Dominicana, de México de Honduras,  de Guatemala, de El Salvador, de cada uno de esos países, Dios ha depositado la sangre de profetas y apóstoles por años.

Nos tocó lo fácil, tenemos que alzar el fruto. Manifiesta la luz que hay en ti.

Este es el año en el que vas a vencer las enfermedades crónicas, porque la luz está juzgando aún eso.  Enfermedades con las que tú dijiste así debo vivir. El Señor dice no… la luz vino y la luz manifiesta a las tinieblas.

La luz trae fuerzas a los ministerios cansados, cansados de hacer tantas cosas. El Señor dice, no es justo que la luz se ponga debajo de la cama.

En este momento el Espíritu Santo toma todos los ministerios que son luz y muchos han estado bajo la cama, escondidos. Quieren crecer y no pueden crecer, la gente se convierte y se va a las iglesias de gente mala. Como es eso? Porque tu ministerio está bajo la cama, está escondido.

Este es el día, en este momento el Espíritu de Dios te toma de debajo de la cama y te saca y te pone en un lugar alto y visible, te posiciona en un lugar alto y visible. Antes la gente  se perdía para llegar a tu congregación, tenía la dirección y no llegaba. A partir de hoy, aún la gente que no te buscaba te encontrará. Manifiesta la luz!!! No necesitas panfletos con la dirección de la congre, necesitas manifestar la luz. En este momento en el Nombre de Jesús rompemos ese techo de número de miembros que has tenido y no has podido vencer. Llamamos a la cosecha a llenar nuestros graneros, en el Nombre de Jesús.

Declaramos que se abre el gobierno de la luz sobre tu vida y tu ministerio. Declaramos que cada reunión vas a tener personas que se acercan para pedirte unos minutos para confesarte pecados.  Dales tiempo, no lo veas como algo pequeño, porque Dios está limpiando la vasija para derramar más vino.

En el Nombre de Jesús abrimos tus ojos al cuarto de las vasijas que nunca entraste. Hay una puerta que nunca abriste y ahí están las vasijas de todos los tamaños. El Señor manda un ángel que abra esa puerta ahora, has estado aquí y hay un galardón que Dios pone delante de ti por haber llegado acá. Por estar tenazmente soportando esto, ha llegado el tiempo de tomar más vasijas. Abre esa habitación y entra, allí hay cientos de vasijas grandes y pequeñas. Hay vasijas que están quebradas y tienen rajaduras y te va a tocar sellarlas antes de vaciar aceite. Pero hay vasijas que están listas, sácalas de esa habitación y permite que sea la unción del espíritu Santo que empiece a llenar esas vasijas, no tengas temor… no trates de organizar la iglesia, no la organices, deja que el Espíritu organice todo.

La vida no puede organizarse, la vida se multiplica y opera de formas que no podemos entender hasta ahora.  Tú no le dices a una célula como dividirse, sabe cómo dividirse, sabe como respirar, sabe como intercambiar las impurezas para afuera y el oxígeno para adentro. La vida de Dios no necesita ser programada, no necesitas hacer una línea, el que llega cuatro semanas después va a encuentro… deja que el Espíritu organice las cosas. Administra pero no controles. Deja que el Espíritu Santo rompa protocolos, deja que el Espíritu Santo  profetice, aun con el que no cree que es profeta. Deja que el Espíritu Santo fluya en amor, amor abundante…  que la gente aprenda a amar a Dios, que adore con todo su corazón que se tire al piso, no tengas temor de suspender reuniones solamente por adorar, solamente por orar, deja que el Espíritu Santo haga lo que El quiere, no tengas temor. El va a pagar las deudas, El va a pagar las obligaciones. Honra al Espíritu Santo y el te honrará a ti. No expondrá nunca tu vergüenza, El  la cubrirá.

Esas tinajas han estado guardadas para ti y si te las daba antes sin entender lo que es la luz, las hubieras contaminado, pero ahora entendiste lo que es la luz, y estas tinajas necesitan ser llenas del aceite. Vacía el aceite sobre ellas sin temor, con abundancia, vacía, vacía el aceite.

En el Nombre de Jesús vengo a declarar que este es el año en el que dejas de deber honra a gente a la que no honraste y entras en un tiempo de vivir sin deudas.

Declaro que la luz te muestra tus áreas de deuda, hago callar al diablo y declaro que es la luz quien habla. No es condenación es dirección. Y el Espíritu Santo te dice a quiénes debes honrar. Y el Señor te dirá lo que debes hacer con cada uno de ellos.

A algunas personas le llevarás un poco de aceite y le dirás esto  he tomado de ti, yo pensé que tú no tenías unción y de hecho yo dije ¿qué me puede enseñar este hombre?, te pido perdón… he traído aceite para reconocer que está la unción sobre ti.

En otros casos llevarás incienso, en otros casos llevarás un trocito de canela, en otros casos llevarás flores, en otros casos llevarás un poco de agua, o llevarás semillas de trigo o llevarás vino.

El Señor te va a llevar a personas en que tu vida se cruzó de manera negativa y tu no supiste honrar lo que se trató de hacer contigo y el Señor ahora te dice, ha llegado el tiempo de no deber nada a nadie, porque te voy a prosperar, te voy a poner en un lugar alto y no puedo sacarte de ahí si tú no has cubierto estas deudas. Lo vas a hacer, pero no es solo con palabras, no es cuestión de decir, mira si te ofendí, perdóname…  Eso no es correcto, el Señor te va a dirigir y te va a decir a quiénes y por qué y tu vas a tener algo que llevarles y dirás esta es la señal profética de que te pido perdón y restauro mi relación contigo.

Aquí está el aceite que juzgué, aquí está el vino que juzgué… aquí está el trigo, dije que tu no eras pastor y que nunca ibas a tener ovejas, te pido perdón… aquí están las ovejas y he traído un kilo de trigo y cada grano es una persona. He traído todo esto y lo quiero vaciar sobre tu cabeza. Te devuelvo lo que tomé… yo no te llamé al pastorado, y un día dije que tu no eras pastor… no te lo dije a ti, se lo dije a mi mujer pero yo en el nombre del cielo y de la tierra, hoy día resuelvo esto. Aquí están las ovejas que tomé de ti con mis palabras, las vacío sobre tu cabeza, llenen tu aljaba, sean como flechas que van tiradas por las manos del valiente. Declaro que viene una multitud de gente en el Nombre de Jesús.

El Señor te mete a tres meses continuos de hacer esto. El nos va a mostrar las áreas donde fuimos injustos.  Fuimos injustos de lo que dijimos de la gente en secreto pero el cielo lo escuchó.

Llega el momento…

Dios te quiere promocionar!

Debes cumplir con estas deudas de honor.

Dile al Señor, Padre, ¿de quién hablé mal de tus hijos? Ayúdame a verlo  porque quiero restaurar eso y dime cómo debo hacerlo.

A otros vas a llevarles agua y les dirás: yo dije esto de ti y el  Nombre de Jesús yo lavo eso y aquí tengo agua… puedes tomar este vaso de agua conmigo y estar en paz?

Son tres meses, son doce semanas en las cuáles Dios va a trabajar en esas cosas contigo. El que tiene oídos oiga!

Y a partir de eso tú vas a ver que todo empieza a reverdecer y vas a tomar tinajas y el Señor las va a llenar de aceite y en esta época de tanta opresión el Señor va a empezar a abrir caminos nuevos.  El Espíritu de Dios te bautice en la luz, te sumerja y te deje ahí debajo un buen rato.

Este es el año en el que debemos cambiar vestiduras sacerdotales. Para algunos ministerios va a ser cambiarse de ciudad. Te vas a dar cuenta que estás en la ciudad equivocada.

Para otros va ser volver a su casa pastoral. Para otros va ser renunciar a su trabajo y meterse con todo a esto. Para otros va ser escoger la carrera, que no quería escoger pero vas terminar escogiéndola. Porque no es que tú escoges la carrera, es la carrera que te escoge a ti.

Tienes hasta diciembre 31 para cambiar tus vestiduras.

No queremos ser desechados… que este año 15  cumpla Su propósito en tu vida.

Oración:

Padre en el Nombre de Jesús queremos poner un sello sobre cada  palabra que hemos escuchado.

Sellamos y establecemos el sí y el amén. Declaro que somos tierra buena, que los surcos se han abierto en estos años en nuestra vida, en nuestro corazón, en nuestra mente. Y que la semilla que acabas de soltar ha caído en buena tierra.

Suelto un espíritu de valentía en la gente, para que sepa dar la cara. Para que no le sea bochornoso humillarse. Para que no le sea gravoso confesar sus pecados. Suelto un espíritu de valentía para reconocer nuestros errores. En el Nombre de Jesús declaramos que este es un año en el que vamos a cambiar muchas cosas porque ha llegado el cambio de orden sacerdotal y nosotros queremos cambiar con tu tiempo, con tus tiempos.

Bendigo a cada persona que ha estado estos días con nosotros. Ha sido tan bueno que un día nos conectes… Gracias Señor. Gracias por esta provincia que un día escuchó. Que abrió sus puertas para recibir a personas de todas partes.

Señor te entregamos Argentina, declaramos que este es un año en que así como han cambiado las vestiduras sacerdotales y siguen cambiando… también va a cambiar el destino de este país.

Declaramos en el nombre de Jesús que es sobre todo nombre que se abren puertas para cambiar aun las estructuras políticas que han gobernado este país por tantos años. Soltamos luz sobre el gobierno para que todo lo que sea injusto sea manifestado públicamente. Señor levanta profetas  periodistas para que denuncien la verdad.

Lo que está escondido… en el Nombre de Jesús es soltada la luz sobre el aparato judicial. En el Nombre de Jesús soltamos la luz de justicia sobre el aparato electoral. Sobre el legistativo, en el Nombre de Jesús ahora Padre, la luz que da manifestación de lo que es y lo que no es, se establece en lugares altos sobre todas las provincias de esta nación. Padre, donde hay un hijo de luz, sea tu luz llegando sobre la tierra, sea sobre el municipio, sobre la gobernación, la policía, la gendarmería, sobre el ejército. Padre en el Nombre de Jesús decimos ¡sea la luz!

Oramos por las naciones de este continente. Oramos por Venezuela, declaramos que la luz se está manifestando y en todas partes de la tierra la gente está clamando justicia. Por cada nación que Tú has convocado, Amado, en el nombre de Jesús, encendemos una antorcha que no puede ser apagada. Sol de justicia eres tú Señor.